HomeActualidadTensión en Barcelona: los Mossos desalojan pisos okupados y cargan contra radicales en El Raval

Tensión en Barcelona: los Mossos desalojan pisos okupados y cargan contra radicales en El Raval

Los antidisturbios se han visto obligados a golpear a algunos de los treinta vecinos okupas que protestan por los desahucios

Los noches de tensión en Barcelona no paran de aumentar desde que la alcaldesa Ada Colau llegó a la alcaldía en 2015, quien no condena la violencia cuando esta la considera beneficiosa para su ideología. Esta vez, le ha tocado al barrio del Raval, uno de los barrios más conflictivos de la ciudad condal, donde los agentes antidisturbios de la brigada móvil (Brimo) de los Mossos d’Esquadra han desalojado tres pisos okupados y han cargado contra los manifestantes que protestaban por estos desahucios, que consideran “ilegales”, pese haber sido okupados sin permiso.

Los hechos han tenido lugar en el número 7 de la Rambla del Raval. Ya desde primera hora de la tarde del sábado, el Sindicat Habitatge Raval llamó a la movilización para “resistir” ante el “posible desahucio”.

Más tarde, denunciaron la presencia de ocho furgones de los Mossos d’Esquadra cuyos agentes iban a desalojar a “las vecinas que hace mucho tiempo” que viven en esos pisos okupados. “No nos han enseñado orden judicial”, protestaron. Y concluyeron que se trataba de un “desahucio ilegal”. Pero los incidentes comenzaron tras los desalojos.

En concreto, la treintena de manifestantes y activistas allí concentrados siguió protestando e insultando a los agentes después del operativo policial, llegando a ocupar parcialmente la calzada, por donde debían marcharse los furgones, aunque sin impedir la circulación. En ese momento, los antidisturbios comenzaron las cargas para abrir paso.

Activistas pro okupas denunciarán a los Mossos

Diversos de los activistas terminaron con marcas de golpes en brazos, piernas y espalda. Los policías llegaron a usar la porra para hacer retroceder a los manifestantes, que denuncian algunos porrazos por encima de la cintura, hecho prohibido por protocolo. Con todo, el Sindicat Habitatge Raval afirma que interpondrá una denuncia por “desahucio ilegal” por la expulsión de “familias con menores de unas viviendas que okupaban desde hace días”.

Cabe resaltar, que este desalojo de okupas realizado por los Mossos coincide precisamente por poco tiempo con el asesinato de un propietario que intentaba recuperar su vivienda en Barcelona. La situación realmente es muy preocupante y se está yendo de las manos.

Informa Erik Encinas.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies