14 C
algo de nubes
Valencia
humidity: 41%
wind: 4 m/s NNW
H14 • L13
14 C
algo de nubes
Alicante
humidity: 47%
wind: 5 m/s WNW
H15 • L14
InicioActualidadLos grandes indicadores de la industria española anticipan ya el desplome que Sánchez niega

Los grandes indicadores de la industria española anticipan ya el desplome que Sánchez niega

Pedro Sánchez no deja de negar la desaceleración que se ha instalado ya en la economía mundial y en la española. Mientras sus responsables económicos desprecian los indicadores laborales y de actividad que no dejan de frenarse, los cuatro indicadores clave del comportamiento de la industria española se han posicionado claramente en negativo: desde los pedidos de la industria, hasta la cifra de negocios muestran números negativos que oscilan ya entre el -3% y el -7,2%. Esos indicadores son ya un notable aviso de que la pérdida de fuerza de la economía española se ha convertido en una clara tendencia.

Los cuatro indicadores clave del comportamiento actual y futuro de la industria son los siguientes: el primero de ellos es la entrada de pedidos en la industria, un indicador que muestra en estos momentos un dato de variación interanual del -3,3%. El segundo de esos indicadores es el que muestra la variación interanual de los pedidos industriales de bienes de consumo duraderos. Ese termómetro registra actualmente una fuerte caída del -7,2%. El tercero de estos chivatos económicos no es en absoluto menos importante. Se trata de la variación interanual de la cifra de negocios del sector industria. Y ese dato recoge una caída del -5%. Y el cuarto y último de estos datos es el que recoge el comportamiento interanual de la cifra industrial de bienes de equipo, un indicador que muestra otro dato negativo del -3%.

El conjunto de estas cifras muestra una fotografía de fuerte desaceleración de la industria española que en nada concuerda con la versión hiperoptimista que lanza en estos momentos el Ejecutivo en funciones de Pedro Sánchez.

Hecatombe

Este mismo martes, la Seguridad Social ha hecho públicos los datos que muestran que ha acabado el pasado mes de agosto con 19.320.227 afiliados después de su mayor hecatombe desde 2008, el peor año para el empleo de toda la crisis económica. Ha perdido la Seguridad Social 212.984 trabajadores, lo que supone la mayor destrucción de empleo registrada en un octavo mes del año desde 2008.

La caída mensual de la ocupación de agosto estuvo sustentada en la destrucción de empleo en la educación (59.630 afiliados menos), la construcción (27.464) y la industria manufacturera (22.760), entre otros sectores.

Y todos estos datos se suman a un panorama internacional que incluye la contracción del PIB de Alemania y del Reino Unido, la debilidad económica de Francia, la eurozona y de la propia UE. Donde también se confirma que El BCE no tiene ya casi margen de maniobra. Donde China acaba de recoger el peor dato industrial en 17 años. Donde la economía estadounidense refleja ya una curva de tipos invertida: se paga más por la deuda a corto y medio plazo que a largo plazo, reflejando una creciente desconfianza. Donde se descuenta el parón por el populismo y desgobierno en Italia. Y donde la falta de reformas en España por el parón administrativo puede convertirse en un nuevo y claro factor perjudicial para nuestra economía, que difícilmente podrá cumplir con los objetivos de estabilidad, especialmente las Comunidades Autónomas.

Informa Erik Encinas.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies