HomeActualidadLa Diputación de Castellón gasta 3.430 euros en comprar un sillón de haya y terciopelo

La Diputación de Castellón gasta 3.430 euros en comprar un sillón de haya y terciopelo

La reubicación de los partidos en el salón de plenos tras el 26-M obliga a comprar otro escaño como los actuales

La noche del 26-M, día de los comicios municipales y europeas, acabó con un vuelco electoral que aupó a la izquierda al gobierno de la Diputación de Castellón y recolocó al PP a la oposición, un profundo cambio que, por ahora, ha tenido un coste de 3.480 euros. ¿Cuál ha sido el destino del gasto? La compra de un sillón de haya tapizado para cumplir con los rigores de la estética política.

El reparto de los votos del 26-M quedó configurado en 12 diputados provinciales socialistas, 11 del PP, dos de Compromís y otros dos de Ciudadanos. La alianza entre PSPV y Compromís hizo posible que, a finales de junio, quedara constituido el nuevo ejecutivo provincial y arrancara la legislatura bajo el mensaje del nuevo gobierno de que llegaba la era del cambio a la institución dominada por el PP durante décadas.

El cambio ha empezado en muchas esferas de la Diputación, incluido el salón de plenos, para adaptarse a la conformación de un arco político diferente al del pasado.

Para adaptar el espacio de debate de la Diputación al nuevo equilibrio de fuerzas entre izquierda y derecha, la institución ha tenido que gastar 2.835 euros más IVA (3.430 euros en total) en la compra de un nuevo escaño. Y no es un escaño cualquiera: se trata de un sillón tapizado de madera de haya con la misma estética del resto de puestos donde los diputados participan en las sesiones plenarias.

Tal y como consta en el portal de transparencia de la administración pública, la Diputación Provincial licitó en el arranque del nuevo mandato un concurso público para«construir un atril y sillón con madera de haya, teñir y pulimentar, tapizar asiento y respaldo con terciopelo». El precio de licitación fue el mismo de la adjudicación. La empresa de Almassora El Taller de Marcos-Restauraciones es la que, por un importe de 3.430 euros, creará el nuevo escaño que, en el plazo de un mes, deberá situarse en el salón de plenos para acomodar el reparto de pesos de los partidos en el ‘cuadrilátero’ de la discusión política.

Según explicó la propia Diputación, todos los partidos pactaron en el comienzo del mandato que PSPV y Compromís, las formaciones del gobierno provincial, ocuparían la bancada de la izquierda, de 14 escaños. Mientras, PP y Cs se ubicarían en la bancada de la derecha, donde hay doce puestos, y son trece los diputados, por lo que era necesario adquirir un nuevo sillón con las mismas características que el resto:madera noble y tapiz.

En los plenos celebrados hasta el momento, Cs no ha podido ubicarse en el banco de la derecha y lo ha hecho en el de la izquierda, en la misma ubicación que Compromís y PSPV. La Diputación explicó que reserva el nuevo asiento para Vicent Sales, portavoz del PP. Puede que sea por respeto institucional o por todo lo contrario.

CONFIGURACIÓN DEL SALÓN DE PLENOS

  • Legislatura pasada. PPy Cs ocupaban el banco de la derecha (12 plazas). Cabían porque había más vicepresidentes, con escaños en la mesa presidencial. La oposición (PSPV, Compromís y CSeM) estaban en las 14 plazas de la izquierda.
  • Legislatura nueva. PP, con 11 diputados, y Cs, con 2, decidieron seguir en la bancada de la derecha. Con 12 puestos, era necesario comprar un escaño más para ubicar a los 13.

Informa Erik Encinas.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies