16 C
cielo claro
Valencia
humidity: 55%
wind: 3 m/s E
H17 • L15
17 C
cielo claro
Alicante
humidity: 67%
wind: 3 m/s ESE
H17 • L16
InicioActualidadLa bancarrota de Thomas Cook deja una deuda de 1,5 millones en la Costa Blanca

La bancarrota de Thomas Cook deja una deuda de 1,5 millones en la Costa Blanca

La patronal Hosbec cifra en 13.000 el número de paquetes turísticos afectados por el cierre del gigante británico

La quiebra del gigante británico Thomas Cook también pasa factura a la Comunidad. En concreto, los empresarios de la Costa Blanca cifran en 1,5 millones de euros la deuda que deja la compañía británica y señalan que el cierre afecta a 13.000 paquetes turísticos que había contratados de mayo hasta final de año.

«Aquí el daño no es tan grande como en las islas, donde hay más de 300.000 paquetes. No obstante, es obvio que aquí también tiene repercusión», indica el presidente de la patronal Hosbec, Antonio Mayor, a Las Provincias.

Por lo que respecta a los turistas instalados actualmente en alguno de estos hoteles, Mayor indica que cuentan con seguros que les llevarán de vuelta a su país sin ningún coste extra.

En cuanto a los vuelos, desde Aena aseguran que el índice de afectación en el aeropuerto de Alicante es mínimo, ya que la firma británica sólo contaba con dos conexiones semanales. «No podemos decir a cuántos pasajeros ha afectado en concreto, de todos modos, aviación civil se encarga de que todos puedan volver a casa», explican desde Aena.

El colapso de Thomas Cook, la gran empresa del turismo con 178 años de existencia, está llevando a los gobiernos europeos a organizar la repatriación de unos 600.000 clientes de sus destinos. La compañía tiene más de cincuenta hoteles en 17 países, una pequeña línea aérea, una plantilla de cerca de 2.500 empleados y lleva cada año a destinos españoles a unos 4 millones de turistas de otros países europeos.

«Gracias a la inteligencia del sector» no afectará gravemente a la Comunitat

Turisme Comunitat Valenciana ha iniciado una ronda de contactos con todas aquellas entidades que puedan verse afectadas, o tengan competencias, por los efectos de la quiebra del turoperador Thomas Cook. Así, tras conocerse este lunes la suspensión de pagos de este grupo de viajes, que opera fundamentalmente con el mercado británico, se está tratando de garantizar que ningún turista que pueda estar en estos momentos en nuestro destino se quede sin atención.

Por su parte, el secretario autonómico de Turismo, Francesc Colomer, ha remarcado que «estamos tratando de dimensionar el efecto de estas circunstancias para nuestro mercado turístico y para nuestro sector, especialmente en Benidorm y Costa Blanca, donde se concentra el mayor número de turistas británicos». En este sentido ha apuntado que, tras las conversaciones mantenidas con representantes de dicho sector, «podemos constatar que el daño va a ser muy relativo, ya que esta quiebra no afectará demasiado a nuestro destino».

El secretario autonómico de Turismo ha destacado que «hemos alcanzado los picos más altos de demanda del mercado británico sin este operador»

De hecho, ha querido poner en valor «la propia inteligencia colectiva del sector ha contribuido a que, durante los últimos años, se haya diversificado la contratación hacia otros actores globales con los que operar», al tiempo que ha destacado que «la evidencia es que hemos alcanzado los picos más altos de demanda del mercado británico sin Thomas Cook».

Colomer ha incidido en que «según las primeras valoraciones nuestra comunidad no está entre las más afectadas», pero «eso no ha impedido que hayamos iniciado ya contactos con todas las entidades implicadas, como pueda ser la propia embajada, Turespaña, consulados o el propio sector para garantizar que el efecto sea lo más suave posible».

Así, ha apuntado que «desde la Generalitat nos hemos puesto a disposición de todas las administraciones y entidades competentes para prestar nuestra colaboración y, en caso de que sea necesario, atender a todos aquellos turistas que puedan verse afectados en nuestra comunidad». Además, ha insistido en que «continuaremos poniendo en marcha todas las acciones de promoción necesarias para garantizar a nuestro principal mercado emisor, que sigue siendo el británico, que puede mantener sus desplazamientos a nuestro destino con todas las garantías».

En cualquier caso, y según los primeros datos a los que ha podido tener acceso Turisme Comunitat Valenciana, el efecto no va a ser tan grave como en otras comunidades autónomas, ya que la contratación de paquetes turísticos con este operador se ha reducido de forma considerable en los últimos años. De hecho, el único aeropuerto que todavía operaba con ellos es el de Alicante, a través de una conexión vía Manchester.

Según datos consultados por Turisme la previsión de plazas aéreas desde este lunes hasta el mes de marzo de 2020 era de 6.387, lo que supone una caída con respecto al mismo periodo de 2018 del 42%.

Informa Erik Encinas.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies