8 C
cielo claro
Valencia
humidity: 65%
wind: 4 m/s NW
H8 • L8
10 C
cielo claro
Alicante
humidity: 61%
wind: 1 m/s N
H11 • L9
InicioPaís VascoEl lehendakari no quiere retrasar los comicios para que la crisis económica tras la pandemia no le castigue en las urnas

El lehendakari no quiere retrasar los comicios para que la crisis económica tras la pandemia no le castigue en las urnas

Pedro Sánchez da garantías a Urkullu de que podrá celebrar elecciones en julio pese al coronavirus

El plan de desescalada del Gobierno para la vuelta a la “nueva normalidad” tras el coronavirus ha elevado el tono de las críticas del lehendakari Iñigo Urkullu contra Pedro Sánchez. El apoyo del PNV a una nueva prórroga del estado de alarma se encuentra ahora en el aire, lo que ha obligado al presidente a implicarse para resolver la crisis.

Urkullu ha reprochado duramente en público al Ejecutivo central la gestión de la desescalada, tanto por la forma unilateral con la que se ha decidido, la falta de consenso con otras fuerzas políticas, como por el contenido de las medidas acordadas.

Pero en el PSOE no se ha pasado por alto esta vez que el lehendakari ha ido un paso más allá en la permanente denuncia de la actitud del Gobierno, al mostrar su rechazo a una nueva prórroga del estado de alarma y exigir a Sánchez que a partir de ahora la desescalada se gestione desde la “plena capacidad de la legislación ordinaria”.

Sánchez ha despejado el horizonte

Ante el aumento de la tensión, según ha podido saber por fuentes con acceso a La Moncloa, el equipo de Pedro Sánchez se ha puesto en contacto en las últimas horas con el gabinete del lehendakari Urkullu para tratar de restablecer las relaciones.

Desde Presidencia se ha recordado a Vitoria que el plan de desescalada aprobado por el Gobierno abre de lleno la posibilidad de convocar las elecciones autonómicas en las fechas propuestas hace unos días por el jefe del Ejecutivo vasco. Un “discreto acercamiento”, admiten fuentes del Ejecutivo, pero “clave” para volver a tender puentes.

Se le ha hecho ver, destacan, que el calendario previsto por Madrid para la progresiva recuperación de actividades representa ahora el “paraguas perfecto” para fundamentar la celebración de los comicios en julio, tal y cómo quiere Íñigo Urkullu.

Elecciones pese al estado de alarma

Fuentes de la dirección del PSOE aseguran que Moncloa ha dado garantías al lehendakari de que no habrá obstáculos técnicos para celebrar las elecciones autonómicas, aunque se tendrán que llevar a cabo bajo estrictas medidas de seguridad para evitar contagios.

Ni siquiera el estado de alarma lo podría impedir, aseguran en el Gobierno, aunque añaden que nadie en el equipo de Sánchez contempla ahora mismo la posibilidad de que ese escenario pudiera extenderse hasta comienzos de julio.

En Moncloa han precisado al Ejecutivo vasco que la convocatoria electoral no está vinculada de manera alguna al estado de alarma. Solamente está condicionada al fin de la emergencia sanitaria que el propio Urkullu declaró el pasado 13 de marzo, un día antes del decreto aprobado por Sánchez para todo el territorio nacional.

Evitar el castigo por la crisis económica

Toda la responsabilidad recae ahora sobre el lehendakari, que quiere contar cuanto antes con un Parlamento plenamente constituido y un Gobierno de largo recorrido para gestionar las consecuencias económicas y sociales de la crisis del coronavirus.

Íñigo Urkullu defiende la convocatoria electoral en julio porque asegura que, según los expertos, puede producirse un rebrote de la Covid-19 en otoño, la fecha que manejaba para convocar los comicios, y que coincidía con el final de la legislatura.

En cambio, fuentes políticas explican que “las prisas del lehendakari vienen ahora porque quiere ser revalidado ya en el poder para evitar ser castigado meses después en las urnas, cuando en otoño comiencen a sentirse con mayor fuerza en la población los efectos devastadores en la economía tras la pandemia”.

No hay fecha todavía para las gallegas

Hay que recordar que las elecciones vascas coincidían también en fecha con las gallegas, el pasado 5 de abril, y fueron aplazadas por la crisis sanitaria. Por el momento, el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, ha dado largas y ha evitado pronunciarse sobre la posible fecha de celebración de los comicios autonómicos.

Ha declarado en los últimos días que las elecciones no están en su agenda, pero sí ha reconocido que es “consciente” de que la legislatura “finaliza en septiembre” pero cree que los comicios deberían celebrarse “en el momento de mayor certidumbre sanitaria”.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies